El blog de FEC

Educación mediática y cultura visual

Hoy en día bebés y niños de corta edad son usuarios habituales de vídeos suministradas por Youtube. Conscientes de esta importante demanda y del deseo de los padres de encontrar un lugar que permita a sus hijos acceder exclusivamente a contenidos apropiados, sin necesidad de estar supervisando constantemente, el 27 de febrero Google lanzó la app Youtube Kids. Se trata de una plataforma que cuenta con una amplia biblioteca de vídeos revisados previamente y catalogados como “aptos para todos los públicos”, de manera que los progenitores/tutores/educadores puedan sentirse seguros al dejar a los pequeños con los contenidos que en ella se ofrecen. La app incluye una sección con series de televisión como “Barrio Sesamo” o  ”Pocoyó” y canales relacionados con películas infantiles, como es el caso del de Dreamworks y, además, permite controlar el tiempo de visionado de los pequeños mediante un sistema de contraseñas.

No obstante, a principios de abril surgía la polémica en torno a la propuesta de Youtube para niños:la compañía ha sido denunciada ante la Comisión Federal de Comercio de Estados Unidos (FTC en ingles) por mostrar entre su selección de vídeos algunos contenidos poco recomendables para los niños. Los activistas que han interpuesto la querella señalan que la aplicación está repleta de anuncios encubiertos, convirtiéndose en un espacio hipercomercializado para el público más vulnerable al que, evidentemente, le resulta difícil establecer la diferencia entre el verdadero entretenimiento y los vídeos con fines eminentemente comerciales. Como ejemplo señalan un vídeo protagonizado por personajes de “Frozen” de Disney en el que aparecen en un McDonal’s comiendo helados y bebiendo Sprite. Para acabar con el problema, se propone que la plataforma digital se someta, tal y como hace la televisión, a una limitación del contenido comercial en programación infantil.

Al margen de la descarada intención comercial de McDonal’s y de que se ha de frenar dicho abuso con carácter inminente, lo cierto es que una propuesta como esta resulta de los más útil en el momento actual. Teniendo en cuenta que la app Youtube Kids sólo está disponible en EE.UU por el momento y que presenta el anterior problema, para aquellos padres españoles que deseen encontrar un espacio seguro en internet, os recomiendo Chiquitube. Esta web proporciona vídeos para niños de 0-5 años de series como Pepa Pig, Baby Einstein, Pocoyó, cantajuegos, canciones Disney.  Aunque aún se ofrece en una versión Beta, el portal incluye una “Zona de padres” en la que estos pueden registrarse y realizar una lista de reproducción personalizada para cada pequeño. Además, Chiquitube parece ofrecer una mayor garantía que el anterior caso, ya que todos los contenidos han sido seleccionados por un equipo de profesionales formado por una educadora especial, dos psicólogas, una logopeda, una maestra de audición y lenguaje y un padre colaborador. Un “Youtube” 100% seguro y recomendable.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *