OPINIÓN. “Looper”

Sergio Munuera Montero. 13 de noviembre de 2012.

He pensado que podría ser nombre de perro, pero llueve demasiado como para pensar en eso. Cambio el menú grande de palomitas por el mediano. Pero siguen siendo caramelizadas. Llueve mucho pero el parking del tablero estaba lleno y sin embargo en la sala estamos cuatro. En los trailers Stallone sigue estando ágil y fuerte. ¿Pero qué edad tiene ya éste?
Dos más que llegan tarde.
El protagonista hace de Bruce Willis en gestos y muecas pero no se parece al joven de luz de luna. Le hubiese dado más aire a Mel Gibson. Otros dos más que llegan.
Está bien que en la primera media hora te digan qué puede pasarle al protagonista, tanto si hace lo que debe como si no, para luego hacer lo que el guionista ha decidido y que ninguno habíamos pensado.
¿Puede el futuro repercutir en el pasado? No como en Regreso al Futuro sino como avance al pasado.
Imagínate que te encuentras con Hitler cuando era niño. ¿Lo matarías o decidirías darle amor para sacar amor de él?
Y al final todo se resume en eso, en un búcle. En una madre que muere por su hijo. En un hombre que mata por su mujer. En un hijo que se cría solo odiando al mundo que le negó el cariño. Un bucle que se enlaza con otro y que no termina. Y sólo se puede cambiar si es uno el que cambia. Si es uno el que se sacrifica, por los demás.
Afuera sigue lloviendo. Los créditos terminan. Parece que vamos a mojarnos un poco, por los demás.